Ir al contenido Ir a la barra lateral Saltar al pie de página

¿Qué hay que saber sobre el dolor de la gota?

El alivio del dolor de la gota es esencial para cualquier persona que sufra síntomas graves de gota. Aquí hay 5 maneras fáciles de aliviar el dolor de la gota de forma natural y rápida. Puede hacerlo todo desde la comodidad de su propia casa. La gota se produce cuando los cristales de ácido úrico se acumulan en las articulaciones. La gota es un tipo de artritis. Es común despertarse en medio de la noche con un fuerte dolor en los dedos de los pies. Aunque el dedo del pie es la articulación más comúnmente afectada, otras articulaciones también pueden verse afectadas. Los ataques de gota pueden provocar dolor e inflamación.

Síntomas

Estos síntomas suelen ser malinterpretados por quienes los padecen por primera vez como una lesión. Consulte siempre a su médico para confirmar el diagnóstico. Es importante reducir la inflamación y aliviar el dolor de un ataque real. Sin embargo, también es esencial para prevenir futuros ataques. Después de su primer ataque, es probable que tenga más. Por eso es tan importante. Los ataques de gota que se repiten durante un largo periodo de tiempo pueden causar daños en las articulaciones y los riñones, así como una presión arterial alta. La mayoría de los médicos recetan medicamentos para aliviar la inflamación y el dolor asociados a un ataque. Funcionan bien.

También pueden recomendar fármacos reductores del ácido úrico para prevenir nuevos ataques de la enfermedad. Estos fármacos sólo son eficaces mientras se utilizan, por lo que los enfermos pueden tener que seguir tomándolos durante años. Pueden provocar úlceras de estómago, hemorragias estomacales, dolor de estómago, náuseas y vómitos, así como dolores de cabeza y alergias.

Remedios naturales

Los enfermos de gota recurren cada vez más a los remedios naturales para aliviar su dolor.

  • Beba como máximo de 2 a 3 litros de líquidos al día. Esto permite a los riñones procesar y eliminar el exceso de ácido úrico.
  • Evite el alcohol, especialmente la cerveza. Los ataques de gota pueden ser desencadenados por el alcohol.
  • Intenta comer al menos 20 cerezas al día. Si puedes, come más. Son ricas en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias naturales.
  • Utiliza un remojo (o compresa) caliente o frío. 3 minutos de agua caliente, 30 segundos de agua fría. Esto aumentará la circulación y aliviará el dolor.
  • Haz una cataplasma de pasta de carbón. Combina media taza de carbón activado en polvo con tres cucharadas de linaza molida. Mezcla el carbón activado en polvo con agua caliente para hacer una pasta espesa. Repite el proceso cada cuatro horas. Cubre la articulación con un paño o una bolsa de plástico para evitar que se manche.

Conclusión

Hay muchos remedios naturales disponibles. Debes tener en cuenta que lo que puede funcionar para una persona puede no funcionar para otra. Debe probar tantos remedios como sea posible para encontrar el que le funcione. Estos remedios pueden aliviar la gota, pero también hay que prevenir los ataques de gota recurrentes. Su dieta es un componente clave.